La frontera entre México y Estados Unidos tiene una longitud de 3,175 km y funge como un espacio dinámico de relaciones políticas, económicas y sociales que vinculan estrechamente a estas dos naciones.

En la frontera se unen diez estados, cuatro de la Unión Americana y seis de México que, conjuntamente, conforman un territorio de 2,525,569 kmy es el hogar de más de 90 millones de personas en el que se desarrollan diversas actividades comerciales, así como el flujo de bienes, personas y servicios. Es también, hogar de una importante cantidad de recursos naturales compartidos. 

La frontera más transitada del mundo, más allá de ser una línea de demarcación entre dos países, es un lugar de convergencia. 

Hablar de la región fronteriza entre Estados Unidos y México es hablar de integración. De la eficiencia con la que se administra y planea su desarrollo dependen miles de empleos, el intercambio educativo, social y cultural, la gestión eficiente de los recursos hídricos que compartimos y el bienestar de las comunidades de la región.

México y Estados Unidos, conscientes del gran valor potencial de la región, compartimos una visión de desarrollo y trabajamos para fortalecer la competitividad y seguridad de ambos países mediante el establecimiento de una frontera del Siglo XXI. 

Para conocer más, diríjase a las siguientes secciones: